Home > Moda > Ashley Graham rompe esquemas en la New York Fashion Week 2015

Ashley Graham rompe esquemas en la New York Fashion Week 2015

Ashley Graham rompe esquemas en la New York Fashion Week 2015

Si nos ponemos a hablar de la reciente New York Fashion Week 2015 es fácil dejarse llevar y relatar la cantidad de caras famosas que allí se reúnen cada año, una lista interminable de invitadas a la Semana de la Moda de Nueva York como, por ejemplo, Julia Roberts, Christina Ricci, Uma Thurman, Victoria Beckham o la española Penélope Cruz, por nombrar sólo a unas cuantas.

Podríamos, incluso, entrar a debatir si la organización estuvo o no a la altura, cuántos tropiezos hubo, la mejor y el mejor modelo, destripar a aquellos que no los salva ni los modelitos del mejor diseñador y, por supuesto, todos los cotilleos y no tan cotilleos que circundan la semana de la moda de Nueva York aunque queden lejos de lo realmente importante, las pasarelas.

Podríamos hacer todo esto pero en Sweet Skull nos gusta lo diferente y, sobre todo, lo reivindicativo, por eso, nuestra noticia de hoy sobre la New York Fashion Week 2015 va, en exclusiva, dedicada a Ashley Graham.

Quizás, por el nombre, muchos de vosotros no conozcáis quien es Ashley Graham pero quizás si os decimos que esta modelo y diseñadora de 28 años, a parte de su gran estilo como diseñadora, también destaca y llama la atención por ser una modelo poco común y es que sus medidas no son precisamente 90-60-90.

En la Semana de la Moda de Nueva York 2015, Ashley Graham ha presentado su nueva colección de ropa interior y qué mejor forma de reivindicar su férrea postura como activista del cuerpo y seguir a pies juntillas la idea de que debería haber más modelos con cuerpos que se acercan a la realidad del común de los mortales sobre las pasarelas que ser ella misma quien luciera uno de sus modelos y paseara con paso decidido sobre la misma pasarela por la que lucen sus modelos figuras no tan reales.

La modelo Ashley Graham deslumbró ella y, por supuesto, su espectacular colección de ropa interior y no dudó en, además, llevar un momento de su desfile a Instagram y autodenominarse como “Soy talla sexy”.

Desde Sweet Skull nuestra más sincera enhorabuena a Ashley Graham y a tantos y tantas como ella que cada día rompen con los patrones preestablecidos de esta sociedad y, finalmente, como en el caso de Ashley Graham, no sólo lo intentan sino que, además, acaban consiguiendo establecer un precedente.

La puntuación de nuestros lectores
[Total: 0 Media: 0]